¿Me conviene una cooperativa de ahorro y crédito?

 

Personas de todo el mundo pertenecen a cooperativas de ahorro y crédito, incluidos más de 98 millones de socios en los Estados Unidos. Como las cooperativas de ahorro y crédito son instituciones financieras sin fines de lucro, su objetivo es cubrir las necesidades financieras de sus socios y no obtener ganancias. En su conjunto, las cooperativas de ahorro y crédito suelen ofrecer tasas de interés más altas en cuentas de ahorro, menos cargos y tasas más bajas en préstamos. Esto es lo que puede esperar de una cooperativa de ahorro y crédito:

Servicio personal

Las cooperativas de ahorro y crédito ofrecen un servicio personal diseñado para ayudar a sus socios a aumentar sus ahorros, liquidar deudas y hacer planes a futuro. Muchas cooperativas de ahorro y crédito además ofrecen recursos, capacitación y asesoramiento de educación financiera gratuitos para ayudar a sus miembros a comprender mejor y manejar sus asuntos financieros.

Derecho a voto

Las cooperativas de ahorro y crédito son instituciones financieras que funcionan democráticamente brindando a cada miembro un voto. Los socios votan a aquellos de la membresía que se postulan para la mesa directiva de la cooperativa de ahorro y crédito, así como muchas otras posiciones directivas abiertas a elecciones en la reunión anual de membresía.

Enfoque sin fines de lucro

Las cooperativas de ahorro y crédito son organizaciones sin fines de lucro bajo la propiedad y el control de sus socios. Esto les permite proporcionar productos y servicios por un precio justo y ofrecer tasas de interés competitivas. Vea datos de las tasas de los bancos y las cooperativas de ahorro y crédito.

Espíritu comunitario

Como grupos que comparten una zona geográfica, lugar de trabajo u otra característica, los socios suelen tener intereses en común y valoran participar en una institución diseñada para ayudar a otros socios.

Menos cargos

Las cooperativas de ahorro y crédito tienden a ofrecer menos tasas, y a veces tasas reducidas, por sus productos y servicios, comparadas con las de otras instituciones de servicios financieros, debido a su estructura cooperativa sin fines de lucro. Generalmente, las cooperativas de ahorro y crédito no tienen requisitos de saldo mínimo o son muy bajos.

Servicios ampliados

Las cooperativas de ahorro y crédito han podido mantenerse a la altura de las necesidades de sus socios al ofrecerles una variedad de productos y servicios agregados a los ahorros y préstamos al consumidor, como:

  • Depósito directo
  • Educación/consejería financiera 
  • Sucursales compartidas donde otras cooperativas de ahorro y crédito están disponibles para sus miembros.
  • Banca electrónica
  • ATM
  • Apertura de transferencia electrónica de pagos
  • Protección contra sobregiros
  • Préstamo hipotecario sobre el capital en la propiedad
  • Préstamos hipotecarios
  • Préstamos comerciales para socios

La mayoría de las cooperativas de ahorro y crédito ofrecen acceso libre a una amplia red de ATM o proporcionan el reembolso de los cargos que supone usar las máquinas de otras instituciones.

Ingresos compartidos

Las cooperativas de ahorro y crédito devuelven los ingresos excedentes a sus socios en forma de dividendos.

Depósitos asegurados

A través del Fondo Nacional de Seguro de Depósitos de Cooperativas de Ahorro y Crédito (NCUSIF), respaldado por la plena confianza y crédito del gobierno de los Estados Unidos, los fondos de todos los socios de cooperativas de ahorro y crédito federales y la mayoría de las autorizadas por el estado están asegurados por hasta $250,000 por depositario individual, por cooperativa de ahorro y crédito con seguro federal. Los saldos de las cuentas de los socios que se encuentren por encima de $250,000 en una cooperativa de ahorro y crédito con seguro federal pueden recibir un seguro si tienen una estructura adecuada.  Para obtener más información acerca de la cobertura de seguro de depósitos de la NCUA, consulte la Cobertura de seguro de depósitos.

Accesible para la mayoría de los estadounidenses

Para pertenecer a una cooperativa de ahorro y crédito tiene que ser elegible como socio. Los socios de cada cooperativa de ahorro y crédito comparten un "vínculo común", tal como estar empleado por el mismo empleador, pertenecer a una organización o iglesia o vivir en la misma comunidad. Algunas cooperativas de ahorro y crédito sirven a varios grupos con diferentes vínculos comunes. Cada cooperativa de ahorro y crédito determina el grupo específico o área de membresía al que va a servir, sujeto a la aprobación de su entidad reguladora. Para encontrar una cooperativa de ahorro y crédito cercana, consulte Cómo buscar y obtener información sobre cooperativas de ahorro y crédito en su área.